Rocas Efervescentes de Fizzy

Rocas Efervescentes de Fizzy

Ayúdanos a llegar a más gente y comparte en tus Redes Sociales
Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

 

Las rocas Fizzy son un recurso divertido y sorprendente con el que añadir originalidad a tus emplatados o de por sí solas también pueden ser un bocado inesperado con el que terminar tu menú degustación. Al igual que las gominolas, de las cuales ya os he hablado en un anterior post, sirven como petit four y tienen un sinfín de posibilidades en cuanto a aromas, color y sabor. Esto nos permite jugar con la comida y sobre todo disfrutar.

La clave de esta receta es el producto Fizzy, comercializado por Texturas de Albert y Ferrán Adrià, y que principalmente lo que hace es añadir un efecto gaseoso sobre nuestra elaboración. El Fizzy nos viene en un bote herméticamente cerrado y tiene una forma de gruesos gránulos alargados, que pueden consumirse tal cual, espolvorear sobre otro plato, triturar, usar como relleno de bombones, introducir en sorbetes, bañar en chocolate o caramelo y como siempre digo, hasta donde llegue la imaginación.

Pero hoy lo que os propongo es convertirlo en rocas efervescentes, que se deshagan y liberen el gas encapsulado al entrar en contacto con la saliva del consumidor. Un efecto que nunca deja indiferente.

                                                    Rocas Efervescentes de Fizzy

Aquí os presento una receta base para que manipuléis y modifiquéis como más os convenga.

Receta Rocas Fizzy Mezclar el agua y el azúcar y calentar hasta alcanzar los 134ºC.

 Rápidamente añadir el Fizzy mezclado con la ralladura de los cítricos, mover        rápidamente y de inmediato volcar en una bandeja con papel sulfurizado que  tendremos preparada previamente.

 En este último paso debemos ser ágiles ya que el efecto gaseoso es muy efímero  y podemos perderlo rápidamente, si pasa eso lo único que conseguiremos es una  plasta dura y sin gracia.

Pero no desesperes, se le pilla el truco fácil con un par de  prácticas.

Finalmente, cuando este bien frío, lo rompemos en rocas del tamaño que más nos  guste o incluso lo trituramos para obtener un crumble diferente.

 

Ahora toca versionar. Añade colorantes en polvo, esencias, trocitos de fruta liofilizada, combina dulce con salado o dale un toque picante.

¿Te atreves con las Rocas Fizzy? 

Ayúdanos a llegar a más gente y comparte en tus Redes Sociales
Share on Facebook
Facebook
Share on Google+
Google+
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Deja un comentario