km 0

Cocina de Km 0. ¿Qué significa realmente?

Km 0, es otro de esos términos que os vengo contando que están tan de moda entre la jerga de restauración, pero que una vez más sirve para que unos cuantos se aprovechen del trabajo duro de otros. En el estallido del mundo FOODIE en el que vivimos se usan muy a la ligera conceptos y nombres, con la intención de otorgar una calidad que no existe, cómo os comenté en un post anterior sobre la cocina honesta.

Si buscas entre los hashtag de Instagram, el de Km 0, podrás ver claramente infinidad de platos y restaurantes etiquetados con esa categoría y que dudosamente la merecerán.  Esta situación se da, en mi opinión, por una mezcla de desconocimiento tanto del consumidor cómo del restaurador, y un poco de picardía para aprovechar el momento y subirse al carro de la moda.

¿Tú sabes realmente qué significa y qué implica un restaurante de Km 0?

Seguramente no del todo… o a medias… o tendrás ideas cruzadas, cómo es normal, porque todavía se considera algo recién nacido, aunque haya sitios donde ya se practicase antes de saber cómo se iba a llamar.

Lo más conocido y popularizado, es que son restaurantes que trabajan con producto local, cercano o incluso de cultivo propio. También se suele saber que rechazan los alimentos transgénicos y apuestan por una alimentación totalmente ecológica.  Los llamados productos BIO, que están cada vez más presentes en la cesta de la compra del día a día.

Pero si nos sumergimos más en el tema y no solo rascamos la superficie, descubrimos que tienen que ser productos con un radio de 100km como máximo, deben ser productos de temporada y han de estar avalados por un certificado, que demuestre lo que se dice, porque ya sabemos que las palabras se las lleva el viento. Sigue leyendo